• Mario Alegre-Barrios

Esfuerzos ambientales reciben donativos de Toyota


QUE EL MEDIO AMBIENTE enfrenta un riesgo inmenso en todo el mundo es –pese a lo que diga Donald Trump– una verdad incuestionable y un desafío de proporciones también enormes que con frecuencia parece desbordar los intentos gubernamentales y es enfrentado de mejor manera desde trincheras más pequeñas, comunitarias y sin fines de lucro.

La restauración de una vereda en El Yunque, un museo del reciclaje en Hatillo, la educación ambiental en comunidades escolares a través de la Isla, la restauración costera de Playa Tamarindo, en el Bosque Seco de Guánica; la capacitación periodística para la investigación en el área de política ambiental, un repelente artesanal de mosquitos y un programa de protección ambiental desde las comunidades portales del Corredor Ecológico del Noroeste parecerían ser esfuerzos aislados pero son parte del tejido de conciencia ambiental que se multiplica en Puerto Rico y que se suman al programa de donativos de la Fundación Toyota que ya se prolonga por casi dos décadas y que esta mañana entregó alrededor de $100 mil a las siete organizaciones que comandan estos proyectos, recursos destinados a viabilizar su realización.

Las entidades distinguidas con esta inyección de fondos para llevar adelante su misión son la Coalición Pro Corredor Ecológico del Noroeste, el Museo del Reciclaje, la Fundación Amigos de El Yunque, Inc., Nuestra Escuela, Inc., la Organización Pro Ambiente Sustentable, el Centro de Periodismo Investigativo y Protectores de Cuencas, Inc..

La entrega de los donativos se llevó a cabo en una sencilla actividad organizada por la agencia de relaciones públicas Comstat en uno de los salones de Vivo Beach Club, en el Balneario de Carolina.

Como prólogo a los llamados individuales a los representantes de cada una de las organizaciones seleccionadas para que recogiesen los cheques correspondientes, hubo palabras de Tamara González, directora de Servicios al Donante en la Fundación Comunitaria de Puerto Rico, y de Maribel Bengoa, gerente de mercadeo de Toyota de Puerto Rico, Corporation.

“A través de esta entrega de donativos de Fundación Toyota las organizaciones implantarán iniciativas de gran importancia en la educación y en la protección de los recursos naturales”, aseveró González, luego de explicar cómo se seleccionan a quienes recibirán el dinero. “Fundación Comunitaria es un importante aliado de Fundación Toyota en el manejo y administración del programa de donativos”.

Por su parte, Maribel Bengoa comentó que “el cambio climático y el impacto de las actividades del ser humano en nuestro entorno natural son fenómenos reales”. “Por lo tanto, como ciudadano corporativo responsable, es nuestro deber avanzar ideas y poner en marcha iniciativas para salvaguardar nuestro medio ambiente. Ante esta realidad, creamos este programa de donativos ambientales que provee a las diversas organizaciones sin fines de lucro una herramienta para que puedan lograr un cambio”.

A grandes rasgos, los proyectos que reciben este espaldarazo –seleccionados de entre 33 propuestas– se explican de la siguiente manera:

El Museo del Reciclaje en Hatillo, tendrá un auditorio para charlas educativas, sala de investigación y laboratorios para identificar oportunidades de mercados y productos hechos con materiales reciclados, específicamente los polímeros y los neumáticos. El museo atenderá estudiantes de distintos niveles escolares y público en general.

El programa de Manejo Empresarial de Materiales Reciclables en Comunidades Escolares de Nuestra Escuela, Inc. persigue mejorar la conservación del medio ambiente a través del desarrollo de sistemas de producción de agricultura urbana con métodos y técnicas de manejo de materiales reusables y reciclables. El proyecto también procura educar sobre el problema de los residuos en Puerto Rico.

Asimismo, la Coalición Pro Corredor Ecológico del Noroeste articula un programa de protección ambiental desde las comunidades portales; la Fundación Amigos de El Yunque, Inc. Impulsa la restauración de la vereda El Toro; la Organización Pro Ambiente Sustentable orquesta una eco escuela; los Protectores de Cuencas, Inc. trabajan en la restauración costera de Playa Tamarindo en el Bosque Seco de Guánica; y el Centro de Periodismo Investigativo continúa con su programa de talleres e investigaciones de periodismo ambiental.

La Fundación Toyota fue creada en 1997 ante el interés de Toyota de Puerto Rico de demostrar con acciones concretas su compromiso con el ambiente y con la educación de las causas ecológicas. En sus 20 años de existencia ha apoyado cerca de 60 proyectos ambientales y ha otorgado una veintena de becas. La organización respalda proyectos de investigación, restauración o conservación ambiental. También aporta a charlas, proyectos de reciclaje y a iniciativas relacionadas a la reducción del problema del calentamiento global. Ofrece también anualmente becas universitarias para estudiantes orientados a estudios ambientales.

Las entidades que aspiren a solicitar el Donativo Ambiental Fundación Toyota para la próxima convocatoria deben comunicarse con la Fundación Comunitaria de Puerto Rico al (787) 721-1037.

#Toyota #ambiente #Yunque

64 vistas

© 2016 Esto es el agua... / Creado por www.marka2pr.com

 ¿Te gusta lo que lees? Dona ahora y ayúdame a seguir elaborando noticias y análisis.